Anunciate Aqui

Luego de que los migrantes que pernoctan en la plaza contigua al Puente Nuevo Internacional Matamoros/Brownsville acusaron al personal del Sistema Para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) de Matamoros de intentar llevarse a sus hijos por la fuerza, la señora Marsella Huerta de López niega los hecho asegura que no los obligarán a trasladarse al albergue aunque los niños estén en riesgo.

La funcionaria aseguró que la invitación está abierta para que los migrantes acudan al albergue que se habilitó para ellos en las instalaciones del gimnasio de la alberca Eduardo Chávez para que resguarde a sus hijos de las bajas temperaturas, sin embargo no han tenido éxito.

Aunque acepto que la Procuraduría de la defensa de los Niños, Niñas y Adolescentes del DIF está facultada para intervenir al respecto, no lo harán y respetarán la decisión que ellos tomen sobre la salud de sus niños.

La primera dama de Matamoros mencionó que seguirán invitando a los migrantes para que ellos cuiden a sus hijos ya sea de las inclemencias del tiempo o de un accidente, pero reiteró que se mantendrán respetuosos de lo que los migrantes decidan.

Manifestó que el DIF por ningún motivo va retirar a los niños migrantes de sus padres en contra de su voluntad, por lo que envían el exhorto a que los cuiden y protejan durante su estancias en el campamento y cuando se hayan ido de él.

Dejanos Saber tu opinion.